Increíble, los rusos no saben conducir, eso si, les da igual, son inmortales.